Cellfina, la técnica que de verdad mejora la celulitis

Es el único procedimiento mínimamente invasivo aprobado por la FDA que ha demostrado ser eficaz contra la celulitis durante al menos tres años.

Lo más popular

"Es la primera vez en la historia que la FDA aprueba una técnica verdaderamente útil para mejorar la celulitis. Lo que había hasta ahora la reducía en un 10% y de forma superficial", asegura el dermatólogo Ricardo Ruíz.

¿Qué es? A diferencia de otros métodos invasivos, como la lipoláser o la liposucción convencional, que actúan sobre la gasa localizada, Cellfina, de Laboratorios Merz, es un aparato del tamaño de un teléfono móvil moderno, que de manera automática actúa sobre cada hoyuelo.

Publicidad

¿Dónde? En EEUU lleva un año y en España acaba de aterrizar y, de momento, solo lo tiene el dermatólogo Ricardo Ruíz. "Llevamos cinco casos y funciona particularmente bien en muslos y glúteos", asegura el doctor Ruíz.

Paso a paso: Primero se aplica lidocaína para anestesiar la zona y a continuación el cabezal del equipo realiza una pequeña succión para "atrapar" la zona con celulitis haciendo el vacío. Este cabezal lleva incorporadas unas micro agujas que van cortando todas las terminaciones nerviosas que tiran de los hoyuelos hacia abajo y forman las depresiones típicas de la celulitis y la piel de naranja. Solo hace falta una sesión que dura entre 45 minutos y una hora, según la zona a tratar, y se pueden llegar a tratar entre 20 y 30 hoyuelos.

Lo más popular

¿Para quién? La candidata ideal es una mujer de entre 25 y 55 años, sin o con mínima flacidez, y con un IMC por debajo de 35. Porque no funciona bien en las personas con sobrepeso. "Tienen grasa extra subcutánea y al desbridar los septos fibrosos se crearía más peso en la piel y no se obtendrían resultados notables", advierte el Dr. Ruíz.

Pros: Consigue dejar la superficie lisa y uniforme. Los resultados son visibles a partir del tercer día y duraderos hasta tres años. Según la encuesta RealSelf.com, realizada en junio de 2016 en EEUU, a los dos o tres meses de haber realizado el tratamiento el 96% de los pacientes estaban satisfechos con los resultados obtenidos y dichos resultados se mantenían durante al menos tres años.

Contras: Contrario a lo que se puede pensar no deja cicatrices, pero sí hematomas que se van al cabo de una semana, además de hinchazón y dolor local, que se corrigen a las 24 horas. "No elimina la celulitis al 100% pero mejora el 70%, y no trata el exceso de grasa, la flacidez ni las estrías", advierte el experto. Es un tratamiento caro: entre 3.000 y 4.000 €.

Dónde: Clínica Dermatológica Internacional (Madrid, tel. 914 44 97 97).

More from Elle: