Una nueva mirada

Con las navidades a la vuelta de la esquina, he pensado que sería interesante empezar a probar tratamientos con efecto flash. Así ya no hay excusa para no 'mirar' con optimismo a la montaña rusa de celebraciones que nos esperan.

¿Mi primer objetivo? Una hidratación intensa y mejorar la luminosidad de la zona del contorno de ojos. Para ello nada mejor que ponerse en manos de especialistas como los del centro Tacha (Tel. 913 076 829, www.tachabeauty.com), donde me recomendaron el Ritual Néojeunesse Ojos (duración 30 min. 60 €), de Kéraskin.

La novedad de este tratamiento se encuentra en la aplicación de unos parches de biocelulosa en la zona del contorno. Me recordaron un poco a los Compeed, esas tiritas transparentes con efecto cicatrizante, pero éstos son más finos, flexibles, porosos y tienen una textura viscosa muy agradable.

Publicidad

El ritual comienza con una limpieza en profundidad del rostro. A continuación, se realiza un masaje facial (tensor y relajante) y se aplican los parches con unas espátulas que consiguen que se adapten perfectamente a tu piel.

¿La sensación? En seguida sentí frescor y alivio gracias al ácido hialurónico (un componente natural de la piel que se obtiene de sustratos vegetales), las proteínas y polisacáridos con propiedades cicatrizantes, regeneradoras e hidratantes.

¿El resultado? Lo pude comprobar tan sólo diez minutos después de su aplicación: tenía la piel mucho más hidratada, luminosa y las líneas de expresión imperceptibles.