Trucos para conseguir una mirada bonita

Descubre qué hábitos pueden ayudarte a lucir una mirada alegre, luminosa, sin bolsas, ojeras ni patas de gallo, y protegida del sol, la sequedad y los cambios de temperatura. 

Lo más popular

El contorno de los ojos es una de las zonas más frágiles del rostro. Y es especialmente sensible porque es una de las primeras zonas en acusar los síntomas del frío, el calor, el viento, el cansancio, la falta de sueño, el estrés y el envejecimiento. Además, esta piel es de 5 a 10 veces más fina que la del resto de la cara, está menos irrigada –las venas y vasos linfáticos son más finos y menos numerosos-, carece de glándulas sebáceas, y está constantemente sometida al desgaste del parpadeo. La consecuencia de toda esta fragilidad son las famosas bolsas, ojeras y patas de gallo.  

Publicidad

Bolsas y ojeras:
El 75% de las mujeres tenemos ojeras desde los 18 años. Aparecen cuando la circulación venosa y linfática no funciona bien y hacen que los pigmentos sanguíneos se acumulen en el tejido conjuntivo, dando una coloración a la zona entre amarilla y negra. Y también se suma el hecho de que, a partir de los 30 años, las bolsas bajo los ojos se convierten en un problema añadido. Estas coloraciones localizadas en el párpado superior e inferior son debidas a una mala circulación sanguínea local –los pequeños capilares del contorno de los ojos se vuelven permeables y dejan filtrar sangre, que se estanca-, pero también salen por herencia genética, exposición al sol, consumo de tabaco y alcohol, estrés, falta de sueño, cansancio o una alimentación desequilibrada –retención de líquido, tasa de hierro demasiado elevada, etc.-.
Remedios para las bolsas:
- Duerme con la cabeza elevada: “Es aconsejable dormir con la cabeza más alta que el cuerpo, es decir, con una almohada o dos, ya que provoca que el líquido se acumule menos en la zona facial, en concreto en las bolsas oculares. De esta manera, nos levantaremos con mejor aspecto y con los ojos menos hinchados”, aconseja el Dr. José González Vidal, oftalmólogo y cirujano ocular (www.miestetic.com).
- Cena ligero: Evita las cenas copiosas y condimentadas, el alcohol y el tabaco. Una cena ligera a base de verduras –particularmente alcachofas, espárragos y/o cardos- y con poca sal también ayuda a una menor retención de líquidos y, por tanto, a tener un mejor aspecto por la mañana.
- Lávate la cara con agua muy fría por la mañana: Este gesto ayuda a bajar las bolsas, cierre los poros, activa la microcirculación sanguínea y tensa los músculos faciales.
- Haz ejercicio físico a primera hora: “Aunque sea simplemente andar, así aceleras la eliminación de líquidos en la zona facial y, por lo tanto, mejoras antes el aspecto de las bolsas”, asegura el doctor.
- Un falso mito: Aplicar rodajas de pepino sobre los ojos. Es cierto que ayuda a deshinchar y descongestionar las bolsas, pero hay que tener en cuenta que es un efecto momentáneo. “El frío lo único que hace es producir una vasoconstricción y, por lo tanto, una disminución del líquido que sale de los vasos. Es cierto que si el frío se utiliza cada día y de forma constante puede haber una mejoría, pero el problema volverá en cuanto se deje de aplicar”, advierte el experto.
- Solución médica: Para las bolsas que no desaparecen lo más recomendable es recurrir a la Blefaroplastia química, que consiste en realizar un peeling medio con Ácido Tricloracético –TCA- o Fenol, a baja concentración –unos 10 minutos-, y después se aplican unos polvos cicatrizantes para acelerar la descamación y recuperación de la piel. Se recomienda aplicar una pomada epitelizante durante una semana y protección solar alta en la zona. Precio: 1.400 €.

Lo más popular

Remedios para las ojeras:
- Duerme bien: Duerme las horas suficientes, acuéstate cada noche sobre la misma hora, y mantén la estancia bien ventilada y a una temperatura ambiente agradable. “Un sueño profundo y reparador queda reflejado en nuestro aspecto, en concreto, en las ojeras. Por este motivo, es una de las soluciones más efectivas”, asegura el oftalmólogo.
- Gafas de sol: Utiliza gafas de sol, tanto en verano como durante el invierno, así protegerás la delicada zona del contorno de los ojos de los agentes externos: radiaciones solares, polución, viento, frío, calor, humo, etc. Existen lentes de policarbonato que absorben los rayos ultravioleta. Infórmate en una óptica y rechaza las imitaciones de mercadillo.
- Disimula: El maquillaje antiojeras es la solución más rápida para conseguir disimular el oscuro color de las ojeras.
- Tratamiento estético: “Aplicar en casa un tratamiento en serum con propiedades despigmentantes o blanqueantes, dos veces al día durante un mes como mínimo”, recomienda el doctor.
- Solución médica: Si las ojeras no desaparecen una buena solución es un tratamiento de Biorevitalización que combine la infiltración de ácido hialurónico y vitaminas. Primero se aplican mediante microinyecciones en el contorno de los ojos las vitaminas –A, del grupo B, C, D y E- y luego, mediante una fina cánula, se inyecta el ácido hialurónico que ayuda a rehidratar la zona. Según el caso, se puede pinchar Botox para tensar la piel y “borrar” las patas de gallo. Precio: Vitaminas, 180 €. Ácido Hialurónico, 220 €. Botox, 460 €.