Electroestimulación para ponerse en forma

Está de moda por ser cómodo y rápido. La Estimulación Eléctrica del Músculo hace en 20 minutos lo que podrías hacer en el gimnasio en una semana, se presupone que con menos esfuerzo y está de moda entre la gente que no tiene tiempo (y ganas) para ir al gimnasio. La redacción de ELLE lo ha probado y hoy os contamos las ventajas y los mitos de esta nueva forma de hacer ejercicio.

Lo más popular

Este entrenamiento integral utiliza un chaleco que produce impulsos de corriente eléctrica que llegan a las capas musculares más profundas, las más difíciles de activar por medio del entrenamiento convencional. Todo esto se acompaña con ejercicios de tonificación supervisados por un entrenador personal para no lesionarnos, pero ¿es el método definitivo para estar en forma?

Principales ventajas
Más esfuerzo en menos tiempo. Con una tabla de ejercicios de entre 20 y 30 minutos, nuestro cuerpo lleva a cabo el entrenamiento equivalente a 120 minutos. Beatriz Cuadrado, de edición gráfica, lo califica del entrenamiento 'perfecto para las que no tienen tiempo y quieren resultados ¡ya!'.
Resultados inmediatos. En donde más se notan los resultados es en la pérdida de peso, combinando el chaleco con ejercicios aeróbicos. Laura Somoza, redactora jefa de moda, nos lo recomienda porque para ella 'es el primer paso para motivarte a llevar una vida sana ya que los resultados son inmediatos y te ves estupenda en pocas semanas.'
Trabajo global y específico. Como los electrodos cubren los grandes grupos musculares del cuerpo, se estimula todo el cuerpo al mismo tiempo. Sin embargo, seleccionando el programa de entrenamiento apropiado, podemos trabajar específicamente los músculos que queramos.
Adiós celulitis. Las células de grasa que se acumulan formando la celulitis se pueden estimular con impulsos eléctricos de baja intensidad, aumentando así la circulación sanguínea y favoreciendo la eliminación de estos residuos.
A domicilio. No se necesita mucho espacio por lo que puedes realizar la tabla de ejercicios en casa y trabajar tu cuerpo sin salir del salón. 'Te llevan el aparato a casa y entrenar allí mismo es de lo más cómodo y rápido', nos asegura Laura Somoza.

Publicidad

Mitos
Sin esfuerzo. Son 20 minutos de pura dinamita en los que tus músculos lo dan todo, por lo que se suda y mucho. Si piensas que puedes ver la tele mientras la máquina hace todo por ti estás muy equivocada, tú también estás activa y haces ejercicio mientras el EMS está en funcionamiento. Lo normal es que al día siguiente tengas agujetas y te cueste hacer algún que otro movimiento, de hecho se recomienda hacer una sola sesión por semana por el gran esfuerzo al que se somete tu cuerpo. Inmaculada Jimenez, directora creativa y de moda de nuestra revista, reconoce que desde el minuto se sintió 'fit', pero al día siguiente le costó moverse...
Es una ganga. En muchos sitio la primera sesión es gratuita y luego puedes optar por bonos de varias sesiones, pero echando cuentas, cada entrenamiento puede rondar los 50€ aproximadamente. Puede que en esta época hagan rebajas pero ojo a las gangas, recuerda que sin una buena supervisión, puedes sufrir lesiones musculares, mejor que no te arriesgues.
Hace milagros. Rotundamente no. Si no cuidas tu alimentación y tus hábitos, no conseguirás nunca llegar a tus objetivos. Este entrenamiento debe ser un complemento, no un sustitutivo de la vida sana y el ejercicio, así que combínalo con tu deporte favorito y cuida lo que comes.

Si con toda esta información, estas navidades quieres probar a darte un capricho y tonificar tu cuerpo de forma rápida y segura, aquí te dejamos una lista de los mejores centros y entrenadores personales con los que trabajar y esculpir tu figura.

Centros
Juanjo Rodriguez
Electrobody Center
Body Vip
LiveFit España
Efit España
Compex