No soy guapa (y no me importa)

A la columnista de 'fitness' de ELLE UK no le importa que algunas personas afirmen en Internet que es fea.

Esta semana, tuve que dar una charla en un evento para ELLE y Matchesfashion.com. Pasé todo el día con los típicos nervios que aparecen en estos momentos previos a hablar en público.

Después de terminar la charla, ya por la noche, conversé un poco con algunos asistentes que me hicieron partícipe de lo mucho que habían disfrutado con mis opiniones.

A su vez escuché las suyas y empecé a sentirme muy bien por tener la suerte de hacer lo que me gusta y por estar en una sala llena de gente que apreciaba mi trabajo y que, además, pensaba en buena parte como yo.

Publicidad

Mi atractivo no es mi principal preocupación. Puede que esté loca por creer que ser una buena persona es más importante que intentar parecerse a Kim Kardashian. Pero bueno, puedo vivir con ello.

No soy guapa, pero soy como yo quiero ser. Soy yo quien decido qué significa ser atractiva, no me importa nada un patrón de belleza que nunca voy a cumplir.

Nada parece haber más incómodo para la gente que el hecho de que una chica no se considere atractiva, que sea dueña de su aspecto, sintiéndose totalmente bien con ello y haciendo gala de sus convicciones dondequiera que vaya.

Hay que acostumbrarse a ello chicas.