'Sirtfood diet': la última dieta que promete bajar hasta 3 kilos por semana

Los rumores la han sacado a la luz y con ella, a algunas de sus seguidoras como Adele o Pippa Middleton. Te contamos en qué consiste esta cuestionable dieta.

Lo más popular

Afortunadamente, la desconfianza hacia las llamadas dietas milagro está en alza. Sin embargo, siempre hay "confiados" en este tipo de promesas que vuelven a ponerlas en el tintero. Y cuando algunos de esos confiados son celebrities, la cosa se pone fea.

Y es que, desde ya te advertimos, la Sirtfood Diet, aunque parece prometedora y 'healthy', puede llegar a ser peligrosa.

Comencemos por el principio. La dieta Sirtfood saltó a la palestra a través de Instagram -como no-. Promete perder hasta 3 kilos semanales sin eliminar algunas cosas que cuesta fulminar, véanse, el chocolate o el vino tinto.

Publicidad

Tras estas primeras promesas, se filtró además que es una exclusiva dieta que fue diseñada para un grupo de celebrities en uno de los gimnasios más TOP de Londres al que acuden algunos como Madonna o Daniel Craig. ¿Sus creadores? Los reputados Aidan Goggins y Glen Matten, ambos nutricionistas.

Lo más popular

Y no es barata: el plan de adelgazamiento cuesta unos 2.000 euros a la semana. Una hipoteca semanal a cambio de una dieta milagro. WTF?

Por si fuera poco, los rumores han apuntado dos nombres más a la lista de seguidores de la Sirt Food: Adele y Pippa Middleton.

La primera, por su drástica y rápida pérdida de peso de más de 13 kilos. La segunda, por la carrera de fondo en la que se encuentra para llegar a punto al día de la boda (¿en serio, Pippa?).

¿En qué consiste?

Básicamente, basa sus principios en la comida Sirt, es decir, aquellos alimentos ricos en enzimas sirtuinas o SIRS (Silent Information Regulators). Estas enzimas crean en nuestro cuerpo el mismo efecto que con el ayuno o el ejercicio, es decir, reducen la inflamación estomacal. Se ha identificado esta proteína en alimentos como el café, el chocolate negro, el perejil, las nueces, las cebollas, el aceite de oliva o el tofu.

Si la cosa quedara aquí, nada que fuera especialmente preocupante. No es nuevo eso de que las famosas basan sus dietas en poner y quitar ingredientes en sus comidas para conseguir una u otra cosa.

El problema es que la etiqueta de "peligrosa" viene, entre otras cosas, porque la dieta restringe el consumo de calorías diarias a 1000 en la primera semana, repartidas en tres zumos de verduras y una comida única que puede incluir pavo, pollo, fideos o perejil.

La dieta consiste en tres fases. Esta era la primera. La segunda, es más "amable" y permite 3 comidas al día y un zumo. Y la tercera, "es una auténtica fiesta": permite mucha comida… pero que sea 'sirt' (y aquí es cuando te puedes hinchar a vino y chocolate negro. Todo súper healthy).

¿Por qué cojea la dieta Sirt?

Principalmente, porque no hay por dónde cogerla. Para empezar, como contábamos antes, restringe a 1000 calorías en una primera fase la ingesta diaria cuando lo normal son unas 2000. Si esta dieta, además, la realiza gente con una quema de calorías importante (gente que la complementa con mucho ejercicio físico, por ejemplo), no es de extrañar que la letra pequeña incluya desmayos, bajadas de tensión y todo tipo de anemias.

Y segundo, porque ¿dónde están el resto de alimentos necesarios para una correcta alimentación que incluya lo básico de la pirámide nutricional? Para los creadores, la comida Sirt es magia. Y lo sentimos… pero no.

Por si fuera poco, la fiebre no ha parado de subir desde que publicaron el libro de las recetas Sirt, haciendo la dieta accesible para todo el mundo, con todos los peligros que conlleva.

Los creadores matizan que este plan alimenticio es apto para obtener resultados temporales pero este asterisco no es suficiente para advertir de sus peligros.

En un mundo de ciegos, el tuerto es el rey. Ahí lo dejamos.

More from Elle: