Cronobiología Nutricional

Más que hacer dieta los expertos recomiendan una reeducación alimentaria en la que el ritmo de tu organismo se equilibre, funcione mejor, haga digestiones más ligeras y concilies el sueño con facilidad. Es la nueva "cronoalimentación".

Lo más popular

Los efectos fisiológicos de los alimentos varían según las horas en las que se ingieren. Y es que, "como todos los seres vivos, el ser humano está sometido a un funcionamiento rítmico mediante los llamados ritmos circadianos, es decir, variaciones diarias de alrededor de 24 horas, controlados por relojes internos que regulan el sueño y la vigilia, la temperatura corporal, la secreción de hormonas y, por supuesto, la nutrición", explica Blanca Vasco Viadero, responsable de nutrición de Clínicas Mató Ansorena. En cristiano paladín: el horario en el que ingerimos los alimentos condiciona nuestro peso más allá de su propio valor energético. Es decir, los alimentos pueden engordar o no dependiendo de la hora a la que los comamos. "Si consumimos un alimento que estimula o da energía en el turno nocturno, lo más probable es que almacene grasa, de igual modo si comemos algo relajante en la mañana, es más fácil que perdamos músculo", advierte la doctora Vasco Viadero. Por eso, la cronobiología nutricional intenta modificar tu comportamiento frente a las comidas. Te permite comer de todo pero teniendo en cuenta los horarios de tus células, el valor nutricional de los alimentos y su almacenabilidad.

Publicidad

Pon tu reloj en hora:

Por la mañana: En el "turno de mañana" (5 am a 5 pm) hay que buscar darle energía al cuerpo. Lo que se traduce en consumir los alimentos más energéticos; hidratos de carbono y grasas. "Desayunar con pan o cereales está justificado, ya que se producirá un óptimo aprovechamiento de los carbohidratos para la obtención de energía. De la misma manera, en el almuerzo se deberían incluir alimentos energéticos, sobre todo en forma de carbohidratos complejos como arroz, pasta, legumbres, pan y patatas, así como las versiones integrales de estos alimentos", recomienda la Dra. Vasco Viadero.

Lo más popular

Y por la noche: En el "turno de noche" (5 pm a 5 am) el cuerpo busca restaurarse y relajarse. Es decir, deberías programarte en el modus economía y comer proteínas -pescado o legumbre-. "Lo recomendable sería tomar alimentos ricos en triptófano –como los frutos secos, la fruta, verduras de hoja, pescado, marisco, pollo y pavo-, que es un aminoácido precursor de la serotonina y la melatonina, que se sintetizan por la tarde y noche respectivamente", aconseja la nutricionista.

Además, debes hacer cinco comidas diarias, teniendo en cuenta que el 70-80% de la ración alimentaria diaria debes ingerirla en la primera mitad del día –desayuno y comida-. La explicación: "el sistema simpático –que regula la producción de adrenalina y noradrenalina-, regula la fase de eliminación de adipocitos –grasas-, y es más activo en las primeras horas de la mañana, sobre todo si además haces ejercicio físico", explica la doctora. Y no debes saltarte ninguna comida para evitar devorar en la ingesta siguiente.

Ejercicio: Practica ejercicio en las horas en lasque más te conviene realizarlo: "antes del desayuno, entre las 7-8 de la mañana; antes de la comida, entre las 13-14 horas; y al final de la tarde antes de una cena ligera, entre las 18-19 horas", apunta Vasco Viadero. El ejercicio debe ser moderado y de una duración de entre 30 y 45 minutos.

Precio: Primera consulta de nutrición, 60 €. Seguimiento, 30 €.

Dónde: Clínicas Mató Ansorena.

More from Elle: