Navidad sin agobios

Si siempre aumentas un par de kilos durante estas fiestas, adelántate y sigue los ocho consejos que nos da una nutricionistas para tener la báscula “en negativo” antes de que lleguen.

More From Nutrición & Dietas
20 articles
Cómo sobrevivir a las comidas de Navidad
Hice la dieta de Kim Kardashian y me convertí en un ser miserable
10-recetas-para-sustituir-a-los-carbohidratos
Bye, bye carbohidratos

“Una buena idea para prevenir una subida excesiva de peso estas Navidades es reducir un par de kilos antes de que lleguen las fechas señaladas”, dice Marta Gámez, Directora Técnica del Grupo NC Salud. “Para eso es importante en las semanas previas nos cuidemos en algunos aspectos y tratemos de llevar unos hábitos de vida lo más saludables posible”, añade.

Aquí tienes las ocho pautas de la nutricionista con las que podrás conseguir estar ese “peso negativo” que te permitirá disfrutar de las celebraciones sin pasarte, pero sin agobios:

Publicidad

1. Cocinar prescindiendo de las frituras o salteados demasiado aceitosos. El aceite con el que freímos empapa el alimento cargándolo con un exceso de calorías que no nos ayuda a moderar el peso.

2. Evitar los embutidos de mayor contenido en grasas (mortadela, chopped, salchichón, salami, chorizo) y limitarse a usar el pavo o el jamón cocido.

3. Evitar los snacks de bolsa y sustituirlos en todo caso por frutos secos tostados en cantidades moderadas (evitar los que sean fritos y salados), ya que son una fuente de nutrientes cardiosaludables. Quedan genial en ensalada, salteados o para completar la merienda con un yogur desnatado.

More From Nutrición & Dietas
20 articles
Cómo sobrevivir a las comidas de Navidad
Hice la dieta de Kim Kardashian y me convertí en...
10-recetas-para-sustituir-a-los-carbohidratos
Bye, bye carbohidratos
El postre perfecto según Harvard
Errores nutricionales que todos cometemos
Así no: errores nutricionales que todos cometemos

4. Aunque en todo momento debemos hacer una elección saludable de nuestra comida, a partir de la merienda y la cena es fundamental cuidarse. La merienda es el momento ideal para tomar un par de piezas de frutas, un yogur desnatado con nueces, una infusión, etc. La cena debe estar basada en alimentos de origen vegetal como ensaladas, cremas de verduras o salteados ligeros.

5. Ingerir abundantes líquidos. En estas fechas de más frío cuesta más trabajo mantener la rutina de beber 2litros de agua diarios; sin embargo, es la época en la que más apetecen las sopas, las cremas o las infusiones calentitas, que también contribuyen al ingesta diaria de agua. Es necesario consumir bastante agua para eliminar toxinas, favoreciendo la diuresis.

6. Reducir los dulces a un máximo del 5% de la ingesta diaria. Además, si tomamos algún dulce es preferible tomarlo en las primeras horas del día.

7. Predilección por alimentos depurativos: espárragos, alcachofas, calabacín, piña, apio, etc. Todos estos alimentos son de muy bajo aporte calórico a la vez que favorecen la metabolización de las grasas y/o la diuresis y eliminación de líquidos.

8. Siempre es positivo incluir en nuestras actividades diarias alguna actividad moderada que nos ayude a reducir la grasa corporal. La elección sobre qué ejercicio practicar debe basarse en la disponibilidad de tiempo y en la condición física de partida de cada persona, pudiendo variar desde una caminata ligera hasta clases de spinning o de entrenamiento por intervalos de alta intensidad.