¿Qué dicen tus manos de ti?

Claramente es una de las famosas 'zonas olvidadas' junto a otras como el cuello o el escote. Pero las manchas, falta de hidratación o la ausencia de cuidados puede pasarnos factura a largo plazo. ¿A qué esperas para mimarlas?

Lo más popular

Centramos toda nuestra atención en las arrugas, manchas y protección de la cara.

Y sí, el rostro es una parte clave de nuestro cuerpo, pero no sólo él es el 'espejo del alma'.

La piel de las manos es especial, se trata de una dermis extremadamente fina que tiende a la sequedad y, a falta de glándulas sebáceas, está más expuesta a agresiones externas. Además de que su roce es continuo.

Es por todos estos condicionantes que las manos se consideran una parte muy delicada de nuestro cuerpo que debemos proteger y mimar siempre. Éstas son las claves para hacerlo.

Publicidad

1. Ten una rutina

Al igual que limpias, desmaquillas y proteges tu cara; por la mañana después de la ducha aplícate una crema antes de salir de casa, que hidrate y proteja del sol. Por la noche las necesidades son otras, y la piel del cuerpo se regenera del daño sufrido por el día. Lávalas antes de acostarte con agua templada y utiliza una crema reparadora antes de irte a dormir. Lleva una hidratante en el bolso para reforzar la nutrición en momentos puntuales si las notas secas.

Lo más popular

2. Protégelas del sol

El astro rey es uno de los factores de envejecimiento prematuro más común. Cada vez, más cosméticos como las cremas de día, maquillaje o bálsamos de labios contienen FPS. Que tu crema de manos también lo tenga, evitará la formación de manchas solares y el cáncer de piel en esa zona.

3. Mantén una hidratación activa

No es cuestión de obsesionarse y ser la típica que no para de echarse crema de manos todo el día (como la que bebe agua a sorbitos las 24 horas) pero sé inteligente y adecúa la protección a tu actividad. El frío, los ambientes secos, la despigmentación, el uso de materiales dañinos... Son momentos cruciales para no olvidarse de ellas. 

4. Usa productos adecuados

Al ser una piel frágil no sería suficiente cuidarla con la crema que utilizamos para el resto del cuerpo, o la de los pies. Es una zona que requiere un cuidado especial. Sí es cierto que si puedes permitírtelo, algunas cremas para el rostro de cosmética de lujo hacen maravillas también en las manos, pero nunca al revés: no utilices una crema de manos para la cara.

El abanico es muy amplio y hay todo tipo de precios. Opta por ingredientes nutritivos y asequibles como Aloe Vera, rosa mosqueta, manteca de Karité, aceite de almendra... No hace falta ponerse oro o caviar.

5. Genera una buena impresión

Unas manos cuidadas e hidratadas, con las uñas limpias, juegan un papel importante dentro de 'la primera impresión'. A la hora de hacer una entrevista de trabajo, acudir a una cita o evento, los demás van a fijarse en ellas .

Si no las cuidas, pueden transmitir dejadez, nerviosismo, falta de profesionalidad, aunque no sea del todo cierto. Da una imagen de higiene y cuidado. En cuanto a nostras, una manicura de largo medio (ni uñas mordidas, ni muy cortas, ni tampoco de bruja), con un color agradable (olvídate de cosas muy llamativas, uñas en pico, pegatinas, etcétera) es clave para dar una imagen seria y profesional. Vosotros: limpieza siempre, y dejar de mordéroslas. Con ellas vais a acariciar, dar la mano... Que estén suaves es un 'plus'.