Cómo presumir de un escote de infarto (y sin rastro de arrugas)

A todas nos encanta lucir un escote de cine, para qué vamos a engañarnos. Pero cuando llega ese temido momento en el que las arrugas y las manchas comienzan a aparecer alrededor de los pechos nos llevamos las manos a la cabeza. Tranquila, ¡tenemos la solución!

Lo más popular

Sí, sabemos que te cuidas el rostro a la perfección para que tenga un aspecto sano y radiante. Y también sabemos que sigues al pie de la letra cualquier rutina 'fitness' para conseguir unas piernas y unos brazos tonificados y sin pizca de celulitis, aunque ello implique echar toda la tarde en el 'gym'. Pero, ¿qué ocurre con el escote? Es una de las zonas donde el paso de los años es más visible y, por raro que parezca, también es una de las partes de nuestro cuerpo que más descuidamos. Arrugas, líneas de expresión o manchas suelen aparecer de forma prematura si no se lleva a cabo un cuidado completo y casi diario. ¿Quieres lucir escote sin complejos? ¡Toma nota!

Publicidad

Utiliza cremas especializadas

Hidratar la piel es una tarea obligada en todo ritual de belleza que se precie y, al igual que embadurnar de crema todo tu rostro se ha convertido en parte de tu día a día, lo mismo debes hacer con tu cuello y escote. De esta manera retrasarás lo máximo posible la aparición de la piel de naranja en esta zona y las temidas estrías. Además, aportaras luminosidad y brillo a la piel.

Lo más popular

Siéntate siempre con la espalda recta

Aunque parece un consejo sencillo, a veces cuesta llevarlo a la práctica. Si tu trabajo te obliga a estar sentada, procura que tu espalda esté siempre completamente recta y con los hombros erguidos. Lo mismo debes hacer cuando vas caminando por la calle. No solo conseguirás reducir las antiestéticas arrugas del escote provocadas por malas posturas sino que te evitarás más de un dolor de espalda. ¡Te lo aseguramos!

Presta atención a tu postura de dormir

Y si importante son las posturas que utilizas durante el día no son menos las que llevas a cabo durante la noche. Para nadie es un secreto que dormir bien ayuda a rejuvenecer la piel pero si quieres que tus 7 u 8 horas de sueño sean aún más beneficiosas deberás prestar atención a la posición en la que sueles dormir habitualmente. Olvídate de dormir boca abajo o de lado, además de obstruir los poros de la piel, aumentarás de forma alarmante la aparición de arrugas y líneas de expresión en el escote a una edad temprana. ¿Lo mejor? Dormir boca arriba ya que, según los expertos, favorece el aplanamiento de los contornos faciales y previene la aparición de líneas de expresión.

El deporte, tu gran aliado

Quieres presumir de un escote liso y suave, ¿verdad? Pues entonces no hay pereza que valga. Ponte manos a la obra y haz una lista de todos aquellos ejercicios que te permitan tonificar y reforzar la zona del pecho. Por ejemplo, puedes utilizar pesas para fortalecer los pectorales, hacer flexiones, estirar los brazos o presionar las palmas de las manos con los brazos durante unos segundos. En un par de semanas notarás tus pechos mucho más firmes.

Dúchate con agua fría

Las ventajas de ducharse con agua fría son infinitas, incluso en invierno. Estimula la circulación, aumenta la energía, disminuye problemas como la depresión … y es ideal para tener unos pechos firmes y lucir un escote sin ningún asomo de piel flácida ni arrugas. ¿Un truco? Intenta combinar las duchas de agua fría con las de agua caliente, ya que los cambios de temperatura permitirán estimular el riego sanguíneo y fortalecer el tejido de nuestro pecho.

Usa un sujetador adecuado

Si hablamos de conseguir un buen escote es imposible no mencionarlo. El sujetador, una de las prendas femeninas por excelencia, será tu gran aliado para conseguir ese escote de infarto que tanto te propones. Eso sí, no vale cualquier sujetador. Intenta buscar un modelo que se ajuste perfectamente a tu pecho, ni muy apretado, ya que fomentaría la aparición de arrugas, ni muy holgado, puesto que no cumpliría con su función de sujeción. Además, aléjate de aquellos sostenes que tiran de la piel o se clavan en alguna zona. Cuanto más cómodos, mejor para ti y para tu escote.

More from Elle: