Una casa en Los Hamptons reconvertida al minimalismo

¿Quién no querría vivir con vistas al mar?

Lo más popular

Si cuando piensas en una casa en la playa solo te vienen a la mente motivos con anclas y cuerdas marineras, es hora de cambiar el chip. Lo creas o no, el tema naútico no es un must para decorar tu refugio en el mar, pero si le das un toque moderno puedes conseguir un estilo entre clásico y glamouroso.

Cuando la interiorista Tamara Magel rediseñó esta casa de una joven pareja de Nueva York en Los Hamptons, decidió que no se basaría únicamente en el estilo naútico. La pareja quería que su segundo hogar fuera tan moderno y sofisticado como su apartamento de Manhattan.

Publicidad

La diseñadora simplificó el espacio de la casa trabajando con una paleta de colores neutros y añadiendo elementos inspirados en el océano.

¡Echa un vistazo a las fotos y dale a tu casa un estilo chic minimalista!

Lo más popular

1. Añade elementos naturales

La mejor forma de equilibrar unos muebles modernos con líneas elegantes es añadiendo elementos naturales. "No me gusta estar en una casa y no ver espacios al aire libre," dice Magel.

En el salón, colocó una chimenea fabricada en esteatita de diseño personalizado, con un par de apliques de crin de Apparatus Studio a los lados. Y en lugar de trabajar exclusivamente con piedra, añadió yeso veneciano sobre la chimenea.

Los leños de madera y las sillas tapizadas en lana, terminan de enfatizar el look playero de la casa.

2. Atrévete con el color

El minimalismo no siempre se relaciona con el color blanco. Según Magel, al utilizar azul en las paredes se genera un ambiente cálido que recuerda al mar. Otra forma de darle aire a un espacio estrecho es añadiendo muebles en tonos marrones. En este caso, Magel utilizó una otomana de cuero, y mantas y cojines de Home Nature.

3. Combina la madera y el acero

Aunque tu cocina probablemente no vaya a mantenerse siempre así de limpia, los armarios en blanco con apliques de acero son una buena idea para conseguir un diseño minimalista. Las lámparas de Circa Lighting sobre la isla combinan a la perfección con los electrodomésticos, al igual que los taburetes.

Además, las vigas y los suelos de madera crean en el ambiente una sensación natural que recuerda a la tierra.

5. Utiliza mobiliario inspirado en la playa

Ya sea optando por cuadros inspirados en el océano, o por una lamparilla de cuerda, añadir estos pequeños detalles hará que consigas una decoración de lujo.

Las pinturas de arte moderno en blanco y azul generan una sensación playera sin sobrecargar el espacio. "El arte inspirado en la playa le da ese toque casual pero refinado, e incluso algo glamouroso," afirma Magel.

La lámpara de Apparatus Lariat recuerda al estilo naútico mientras crea un lugar elegante para cenar.

6. Añade texturas

La playa está llena de texturas, desde la arena hasta el agua, y tu casa de la playa debería seguir el ejemplo. Atrévete a mezclar texturas en las que normalmente no pensarías, como punto y madera.

"Las texturas son una buena forma de conseguir una decoración interesante sin crear choques," comenta.

Mezcla piezas largas (como la lámpara de pom-pom en el techo), y luego incorpora detalles pequeños (como las empuñaduras de cuernos en ocre de las mesillas de roble blanco).

More from Elle: