Donde ocultas tu desorden dice mucho de ti

Si tu armario es un desastre, puede que tengas problemas con tu pasado.

Lo más popular

Puede que creas que donde almacenas tu desorden responde más a una cuestión de espacio que a algún tema de tu personalidad. Pero según un nuevo libro, en realidad dice mucho sobre ti.

What Your Clutter Is Trying To Tell You de Kerri Richardson explora sobre cómo el desorden físico puede actuar como un obstáculo mental y en realidad reflejar problemas emocionales que puedes estar enfrentando en tu vida, informa Mail Online.

Publicidad

Descubre a continuación qué dice de tu personalidad el desorden que acumulas en tu armario, escritorio, coche, garaje o trastero:

1. En el armario: Nostalgia

El libro sugiere que tener desorden en el armario habla sobre no querer dejar ir alguna fantasía nostálgica. Tal vez un viejo par de pantalones vaqueros, o un vestido de noche, te recuerdan un momento más feliz o más joven. Mantenerlos en tu armario significa que no quieres desprenderte de ese sentimiento, más que de la ropa en sí.

Lo más popular

2. Escritorio: Procrastinación

El desorden de tu escritorio puede revelar miedo a avanzar. Procrastinar y evitar esos papeles amontonados son una muestra tu falta de voluntad para hacer frente a problemas difíciles. Ese desorden en el escritorio actúa como una excusa para no seguir con la siguiente tarea o proyecto. Richardson sugiere que para resolver esto no debes dejar que se amontonen los papeles, en primer lugar.

3. Coche: No hay límites

El desorden en tu coche es un indicativo de que te sientes agobiada/o. Demuestra que ya no te queda espacio para ti misma/o y que los límites de su vida se han desdibujado. Puede que estés llenando tu espacio personal con ese desorden para evitar seguir adelante con la planificación de tu vida y tomar decisiones importantes.

4. Garaje: Eludir

El desorden te chupa la energía y puede dejarte desmotivada o agobiada. Las cajas amontonadas en el garaje pueden empezar a formar parte del escenario habitual. Pero si ni siquiera sabes por dónde empezar a ordenar el garaje hará que evites meterte en faena. Esto demuestra que te falta la energía mental para enfrentar tareas difíciles. El desorden no desaparecerá, así que lo mejor es enfrentarlo.

5. Trastero o buhardilla: Culpa

Una zona habitual para el desorden es la buhardilla o trastero, con todos esos viejos recuerdos de familia, souvenirs, y "herencias" que permanecen en cajas. Muchos de estos objetos ya no tienen ningún uso, pero un sentimiento de culpabilidad puede impedir que los tires. Este bagaje emocional hace que deshacerse de ellos sea difícil, incluso cuando no sean especialmente queridos. Los mejor es pensar en serio si son cosas que necesitas..

What Your Clutter Is Trying To Tell You: Uncover The Message In The Mess And Reclaim Your Life, 12,14 €, amazon.es

De: Country Living UK
More from Elle: