Mesas de Navidad: elige tu estilo

¿Te pones el mismo vestido para comer con tus padres que para cenar con tu chico? La respuesta está clara: no. Pues haz lo mismo con tu mesa: vístela según la ocasión... ¡y triunfa!


Cuéntanos cómo vives tu Navidad y te decimos cómo poner la mesa. Porque no es lo mismo cenar en familia que comer con tus amigos, elige las piezas y la decoración adecuadas para cada momento, según el sitio donde tenga lugar la celebración y las personas que vayan a acudir a la misma.

Vamos a proponerte unas ideas para que te inspires: una decoración divertida si vas a compartir mesa con amigos; una más tradicional para las reuniones familiares; elegante y clásica si tienes invitados...

Elegante

Porque no puedes poner el nombre de tu jefe en un taquito de madera, si vas a dar una fiesta navideña en casa con compañeros de trabajo y otras "visitas comprometidas", opta por una decoración clásica. A saber: no pueden faltarte motivos dorados –en la imagen, los tienes en los bajoplatos (1,95 €) y la cubertería (desde 3,95 € la pieza)–. Para crear armonía, la vajilla –desde 7,95 € la pieza– y la cristalería (desde 6,95 € la pieza) también aportan un destello de brillo, pero más sutil. Las copas de vino y champán son de la cristalería Royal; la de agua es de la línea Filo (desde 4,95 €). Todo, de El Corte Inglés. Para no arriesgar, opta por mantelerías de tonos claros y por motivos navideños que no recarguen: unas velas, unos candelabros y unas piñas. Suficiente. Eso sí, como "manda" el dorado, elige unas velas acordes, es decir, no las pongas rojas; apunta la idea de la imagen, en verde y dorado –2,95 € cada una, de El Corte Inglés–, muy armonioso. Los candelabros, transparentes, para que puedas usarlos el resto del año –9,95 €–.

Cálido

¡Ay, la familia!... La familia es lo más importante. Hacemos nuestra la famosa frase de la mafia para insistir en la idea de que la familia es lo primero, también en Navidad. O sobre todo en Navidad. Y sí, aunque hay confianza, no tienes que recibir a los tuyos de cualquier manera. Si te ha tocado organizar una de las reuniones familiares propias de estas fechas, decora tu casa para la ocasión y viste la mesa con mimo. A tu lado están tus hermanos, tus sobrinos... y no tienes que deslumbrarlos con brillos, pero sí hacer que sientan todo el calor de estos días. Para eso, el rojo es el rey. Fíjate en esta idea: el rojo está en los manteles individuales –6,95 €–, los bajoplatos –9,95 €– y las copas –4,95 €–. Para no recargar, se opta por vajilla –desde 3,95 € la pieza– y cubertería blancas –desde 1,95 € la pieza–. ¿El remate perfecto? Motivos de madera, tanto para las velas –14,95 €– como para los posavasos e incluso para poner los nombres de todos los comensales. El acebo va fenomenal a este tipo de decoración; ponlo a tu gusto. ¿El detalle de buen gusto? Combinar mantelería en dos tonos, blanco y beis, para que la madera y el rojo destaquen. Ah, a los niños les encantarán estos vasos con motivos navideños en rojo, 2,95 €. Todo, de El Corte Inglés.

Divertido

Y sí, seguro que también te reúnes estos días con amigos. Incluso puedes pertenecer a ese amplísimo grupo de gente que celebra la Nochevieja con amigos en una casa rural. Sea rural o no, si te toca a ti organizar la cena, apunta esta idea. Sois amigos y todo es más desenfadado, que no informal; por eso cuida los detalles. Pon una vajilla bonita –la de la imagen se vende por piezas desde 3,95 €– que sea el motivo principal de la mesa. Con una vajilla de tanto protagonismo, bastará con una cubertería – esta tiene 24 piezas y cuesta 71,95 €– y cristalería –modelo LSA de El Corte Inglés– sencillas, que sirvan para otros momentos. Añade un poco más de Navidad con servilletas en rojo –11,95 € el juego de dos–, bajoplatos de madera –11,95 €–, velas y un centro navideño o guirnalda en el centro (puede ser una combinación de ramas navideñas y piñas). ¡Que disfrutéis!

En pareja

¿Y qué pasa en esos días en los que no hay una gran celebración pero sí estamos dentro del período navideño? Es decir, no es Nochebuena, no hay grandes cenas, pero tu casa está decorada de Navidad y tú estás sola con tu chico. ¿Vais a cenar en el sofá con los platos en una bandeja? No, ni hablar: para eso está el resto del año. Pon la mesa y vivid estos días con la magia que corresponde. No es necesario un gran despliegue, bastará con una mantelería blanca a la que puedas poner alguna gracia –como un servilletero de acebo– y una vajilla también en blanco –la de la imagen tiene un filo dorado, desde 7,95 € la pieza–. Da el toque con la cristalería –vaso 3,95 € y copas desde 4,95 €– y unos cubiertos bonitos; fíjate en esta cubertería –desde 4,95 € la pieza– de estilo victoriano, con ornamentación de efecto envejecido en dorado. ¡Preciosa! Todo es de El Corte Inglés.

More from Elle: