Noche de bodas

Una boda siempre es un asunto relacionado con la pasión, el arrebato y el encuentro entre un príncipe y una princesa. La parte pasional nos lleva
a lugares donde nos desbordamos perdiendo los contornos del espacio en el que nos dibujamos. Esto resulta algo extraño, un poco mareante y, por otra parte, muy emocionante, porque se diluyen los escudos con los que nos protegemos y volvemos a disfrutar de una cierta inocencia que habíamos dejado abandonada con la niñez.

Publicidad

La Noche de Bodas es la primera noche del nuevo futuro soñado.Cuando entré por primera vez en la Suite Real del centenario Hotel Palace de Madrid, no dudé que me encontraba en el lugar deseado por todos los príncipes y princesas del mundo para pasar su luna de miel. Lo tiene todo: el mítico nombre del hotel, la denominación de la suite y, sobre todo, el dosel con corona dorada encima de la majestuosa cama. Entendí que con el tiempo podía llegar a ser un lugar de peregrinación donde los novios acudirían subidos en una tela de raso rojo. Pasión, pura pasión.

Ciuco Gutiérrez. Cantabria. 1956
Artista plástico. Director del Máster Internacional de Fotografía 
Conceptual de EFTI. (Madrid). 

www.ciucogutierrez.com