El triunfo del diseño sostenible

Este estudio de diseño novel se ha alzado con el galardón otorgado por la firma de automóviles nipona con un original proyecto eco friendly: la creación de envases con algas. ¡De lo más natural!

Que la contaminación es uno de los grandes problemas de nuestro tiempo es un hecho. Conscientes de ello, los tres integrantes del equipo AMAM decidieron explorar las posibilidades que ofrecía el agar, un material gelatinoso que se obtiene del alga del mismo nombre, para crear un packaging alternativo al tradicional plástico.

El tema del concurso era la anticipación, un concepto que los diseñadores han manejado a la hora de crear este proyecto: "Anticipar el uso de recursos naturales y sostenibles se hace cada vez más imprescindible, dada la cantidad de material y energía que se utiliza para crear envases de plástico. Pensamos que este material necesitaba un sustituto biodegradable y decidimos experimentar con el agar, un alimento que tradicionalmente consumimos en la cocina japonesa", explican los tres ganadores.

Publicidad

El resultado se tradujo en el proyecto Agar Plasticity, una serie de envoltorios que se adaptan a la forma de cualquier envase y lo protegen de roturas, cuencos e incluso perchas que son absolutamente respetuosos con el medio ambiente.

Su originalidad les ha hecho alzarse con el Lexus Design Award 2016, que acaban de recibir durante la Milan Design Week, entre más de 1.200 aspirantes de 73 países diferentes. Como cuenta Alice Rawsthorn, una de los jurados, "se trata de un experimento muy ambicioso que intenta paliar la problemática de la polución y que tiene interesantes aplicaciones prácticas". ¡Enhorabuena a los premiados!