Margot House: el hotel secreto

Inspirado en el personaje de Margot Tenenbaum.

Hotel Margot House en Barcelona

Frente a los grandes hoteles impersonales, surge este hotel de 3 estrellas que ha abierto sus puertas recientemente en la Ciudad Condal y que tiene en la discreción y la privacidad su principal leitmotiv. Su nombre, inspirado en el personaje que la actriz Gwyneth Paltrow interpreta como Margot Tenenbaum en la película The Royal Tenenbaums, ya anuncia que es especial. Tanto, que está situado en un piso principal, en pleno Paseo de Gracia barcelonés, y ni siquiera tiene rótulo.
El ambiente relajado y envolvente de Margot House se ha conseguido gracias a su limitado número de plazas: únicamente cuenta con 9 habitaciones –5 interiores y 4 exteriores–, con una capacidad máxima de 18 huéspedes. También el cuidado interiorismo, obra de la decoradora Sandra Durany (una de las propietarias), en colaboración con VansKap Studio y Ambit, juega un papel fundamental. ¿La clave? El uso de de maderas claras, colores neutros, revestimientos de microcemento y piezas de autor, como las lámparas de Miguel Milá.
La exquisita atención a los detalles, como  las llaves de acceso personalizadas para cada habitación, los originales carteles do not disturb, el servicio gratuito de cafés, tés y pastas las 24 horas, o una guía de los lugares recomendados por sus propietarios, fuera del circuito habitual, son otros de sus sellos distintivos. Al final, todo está al servicio de un único objetivo: ¡sentirse como en casa!

Publicidad

Nórdico & vintage

Este mix de estilos marca la zona común del hotel Margot House. Cuenta con una biblioteca que tiene una cuidada selección de libros, las mejores revistas internacionales y películas en formato DVD para disfrutar en las habitaciones, todas ellas dotadas con altavoces Bower & Wilkins.

Agradable zona de trabajo

Dentro de la zona común del hotel Margot House, hay un espacio con un ordenador MAC por si necesitas trabajar. Y también wifi gratuito.

Publicidad

Cocina abierta 24 horas

Porque el apetito no entiende de horarios, el hotel Margot abre su cocina día y noche, con una apetitosa carta de snacks. Los platos están diseñados por el chef Jaime Santianes y merece la pena destacar los desayunos: tartas caseras, bollería selecta, zumos naturales, distintos tipos de panes, huevos revueltos o Benedict... ¡Para empezar bien el día!

La última copa

En el Honest Bar del hotel Margot House destaca la cuidada carta de vinos y destilados, de los que se puede disfrutar a cualquier hora del día. Está dentro de la sala principal.

Publicidad

Cálida bienvenida

La recepción del hotel Margot House es, además, una boutique en la que se pueden adquirir algunos de los elementos que forman parte del alojamiento, como mantas, cojines, velas o llaveros personalizados.

Una habitación con vistas

Desde ésta, en concreto, puede verse el Paseo de Gracia y la Casa Batlló. Es una suite de 37 m² con una amplia cama de 2×2 m, bañera y doble ducha. La joya del hotel Margot House.

Publicidad

Baño integrado

En la suite exterior del hotel Margot House, la zona de dormir se comunica visualmente con la bañera y la ducha a través de un amplio vano. Puede ocultarse si se desea mediante una persiana. 

Por partida doble

En el baño de la suite exterior del hotel Margot House todo está pensado para dos. Por eso tiene un lavabo doble y cuenta con dos duchas. ¡Qué buena idea!

Publicidad

Donde caben dos...

Caben tres. Ésa es la filosofía de esta suite del hotel Margot House, con capacidad para tres personas.

La pureza del blanco

Este tono domina la decoración de esta habitación interior del hotel Margot House. La sensación de comodidad se potencia con sábanas de algodón egipcio y mantas de cashmire 100%.