Elle Gourmet Verano

¿Ganas de devorar el buen tiempo? ¿De conquistar las terrazas más punteras y hacerte un hueco en los chiringuitos más hot? ¿Y qué me dices de una tarde de dolce far niente bajo un árbol con una limonada fresca y una cesta llena de manjares?

Lo más popular

Sólo tienes que abrir este nuevo número de ELLE Gourmet con sabor a verano y dejar que cada una de sus páginas te abra el apetito. Como preparativo previo a un banquete, zambúllete y contágiate con los trucos de cómo recibe Sally H. Hambleton, la reina más chic del arte floral, a sus invitados en su refugio de campo. Un auténtico edén en el corazón de los montes de Toledo donde se cura de las prisas de la vida diaria. Si quieres continuar con esta corriente country cool, busca la sombra de un gran árbol y hazte con una limonada refrescante porque nosotros te proponemos una cesta repleta de manjares para un picnic bajo el sol. Como cualquier excusa es válida para vivir el dolce far niente en el campo, te damos el recetario campestre perfecto: sándwiches enrollados de bacon y aguacate, obleas de crema y frutas, ensalada de mijo... Si esa noche tienes invitados en casa, que no cunda el pánico, llama a la cocinera Cristina Oria porque, desde su cátering, te preparará tentaciones a la carta que harán que tus comensales repitan y te pregunten por las recetas. En estos banquetes veraniegos, no dejes de sentar al mesa al invitado pefecto, pondrá el broche de oro a tus convites: el helado.

Publicidad

Son días de sol y mar, y los tops y empresarios Oriol Elcacho y Estefanía Luyk, junto con el tenista Àlex Corretja, te enseñarán cómo disfrutar de una foodie party en alta mar. Continúa navegando por el Mediterráno y prepara el anzuelo porque los mejores pescados, desde lubinas pasando por doradas y salmotenetes caerán en tus redes. Nosotros sólo te daremos los tips de cómo cocinarlos con siete técnicas maestras. En caso de que suba la marea, verás cómo tus platos se llenarán de suculentos bivalvos con las navajas y los mejillones como los reyes. En esta travesía, haz dos altos en el camino. Por un lado, en el último paraíso natural: Menorca, 216 kilómetros de calma, playas vírgenes, refugios con encanto y gastronomía multicultural. Por otro, Italia, en concreto en la costa amalfitana, porque allí te espera Niko Romito. Un chef ‘triestrellado’ que quería ser broker, pero la vida lo metió en la cocina de una vieja trattoria. Hoy hace magia con los productos más auténticos de su país. Si buscas relax, tienes dos opciones, adentrarte en la comarca gerundense de La Garrtoxa y probar la despensa de la chef Fina Puigdevall en su restaurante Olot o reservar mesa en las terrazas con más tirón. ¿Marchando una tapa y un cóctel deluxe?