Cinco libros por los que vale la pena volver a la biblioteca

Los clásicos que toda mujer independiente debe haber leído.

Más de
12 articles
Recomendaciones literarias para el otoño
Un signo del zodíaco, un libro
Novelas para volver a empezar

Solemos dejarnos llevar por los 'bestsellers' y las últimas novedades, pero es cierto que hay clásicos a los que deberíamos volver de vez en cuando. Sobre todo, porque esconden historias que no pasan de moda, literaturas que enganchan y personajes inspiradores.

Nosotros te queremos proponer cinco libros en los que las mujeres tienen mucho que contar; cinco obras clásicas con heroínas literarias fuertes, osadas y rompedoras. Eso sí, tendrás que volver a la biblioteca para hacerte con algunos de ellos... ¿Tienes preparado el carné?

Publicidad

Mujercitas (Louise May Alcott, 1868)

Has visto la película y es el momento, ya, de que empieces con el libro, que es una auténtica gozada. Estamos en plena guerra de Secesión, en Estados Unidos. El padre de familia se ha marchado al frente y quedan en la casa la madre y cuatro hijas, todas ellas a medio camino entre la adolescencia y la adultez. Cada una es diferente: Meg quiere llevar la vida conservadora de casarse y formar una familia; Jo solo piensa en ser una gran escritora; Amy sueña con entrar en la 'high society' y a Beth, la pequeña artista soñadora, le basta con un lienzo o un piano para ser feliz. Te puedes identificar con cualquiera de ellas o deleitarte con la abrumadora personalidad de Jo, que en una época tan poco proclive a que las mujeres lucharan por sus sueños, deslumbra con su inteligencia, su emprendimiento y su simpatía.

More From
12 articles
Recomendaciones literarias para el otoño
Un signo del zodíaco, un libro
Novelas para volver a empezar
15 libros que puedes comprar en el aeropuerto
15 libros geniales para llevarte a la playa

Cumbres borrascosas (Emily Brontë, 1847)

Si la lees sin la perspectiva del tiempo, su historia puede parecerte hasta pacata, pero ponte a mediados del siglo XIX. Se publica una novela sobre un amor apasionado; tanto, que supera las normas y la moral reinante. Aparece la depravación, la venganza y la audacia en dosis tan elevadas que resultó muy escandaloso para su época, a pesar de tener una estructura literaria muy renovadora y a pesar de estar fabulosamente bien narrado, algo que en aquel momento no se valoró. Pero no es necesario que te adentres en exámenes literarios para disfrutarla: 'Cumbres borrascosas' te va a atrapar desde el principio, con personajes con una psicología muy variada y, sobre todo, intensos. Un clásico que gozarás en un pispás.

Romeo y Julieta (William Shakespeare, 1597)

Si conoces el mito y hasta has ido a Verona a hacerte el 'selfie' en el supuesto balcón del romance y a tocar el pecho de la estatua de bronce, quizás sea ahora el momento de ponerte a leer este libro, si aún no lo has hecho. La historia ya la conoces: dos jóvenes de dos familias enemigas se enamoran y, en la lucha por su amor, se meten en una situación de violencia y odio terrible que empieza cuando Romeo, recién casado en secreto con Julieta, mata al primo de esta. La obra es probablemente la expresión literaria más magistral del amor extremo, un amor que trasciende lo conservador, lo clásico y lo platónico. Es una obra muy cortita, en la que puedes jugar a ver qué se ha mantenido de esa concepción de amor renacentista en la expresión romántica de nuestras emociones.

Beloved (Toni Morrison, 1987)

Morrison ganó el Premio Nobel de Literatura seis años después de haber publicado la que es la más elaborada y dura de sus novelas, 'Beloved' que, como la mencionada 'Mujercitas', nos sitúa en la Guerra de Secesión. Pero esta vez el grupo social desde el que se construye la historia no es la clase media, sino la esclavitud: es la historia de una mujer esclava que decide asesinar a su hija para evitarle el sufrimiento de ser ella otra esclava. En fin, en medio de todas estas reiteraciones, lo que cuenta es la potente prosa de Morrison, que plantea dos potentes temas. Por un lado, hasta dónde la madre es dueña de la vida de su hija, tanto como para decidir el fatal destino. Por otro, la repercusión emocional de la esclavitud como forma de vida (o de muerte). Una maravillosa novela que fue llevada al cine, que consiguió el premio Pulitzer y que está considerada como una de las mejores obras de ficción estadounidenses de las últimas décadas.

Una habitación propia (Virginia Woolf, 1929)

Woolf es una de las grandes escritoras femeninas, y de la mujer (que no es lo mismo). 'Una habitación propia' debe figurar ya en tu 'wishlist' de biblioteca. El texto surge cuando le proponen, en 1928, dar una serie de conferencias sobre la relación entre mujer y novela. Y en vez de tirar por frivolizaciones, se atreve a decir algo que nadie podía: para que una mujer pueda escribir un buen libro necesita independencia económica y personal (a eso se refiere con el concepto de 'una habitación propia'). A partir de ahí, hace un análisis que para nada está caduco (a pesar de que ahora haya mujeres, y muchas, escribiendo buenas novelas, y muchas): todos los matices que han impedido que seamos completamente libres. La denuncia de Woolf, poder buscar nuestro propio camino con la libertad de elegir nuestro propio sendero, está más vigente que nunca.

More from Elle: