Santander: el norte cultural

La capital cántabra se convierte, cada verano, en epicentro intelectual de nuestro país. Los cursos estivales de la Universiidad Internacional Menéndez Pelayo, que tienen lugar en el Palacio de la Magdalena de Santander, levantan pasiones.

La Universidad Internacional Menéndez Pelayo (www.uimp.es) organiza interesantes cursos magistrales, como alguno de los que están previstos para julio: ‘Imaginación: los caminos del arte y de la ciencia’, que se celebrará a mediados de julio, o incluso un encuentro tan curioso como el de 'Teoría y práctica del Toreo', a partir del 23 de julio. Hay que reconocer que la diversificación académica es inmensa y también hay talleres y clases sobre emprendeduría, astrobiología, moda, Matemáticas, cocina... entre otras temáticas.

Publicidad

Un lugar de encuentro de lujo
El Palacio de la Magdalena es la sede de este evento. Aquí también se celebrará la VI Cita Internacional de la Literatura en Español. Los humoristas gráficos Forges, El Roto y Peridis abren el cartel de esta edición, del 19 al 21 de junio, y para que todo no sean letras, la cantaora flamenca Carmen Linares dirige, a finales de julio unas jornadas tituladas 'Antología de la mujer en el cante flamenco'.

Lo más popular

¿Otra opción para quienes prefieren la cultura más estática? en el Museo Etnográfico de Cantabria se realiza, durante todo el mes de junio, un homenaje al gramil, una herramienta de madera que usaban los carpinteros.

Frente al mar
Una vez en la capital santanderina, imposible perderse el Museo Marítimo del Cantábrico, situado entre el promontorio de San Martín y la playa de los Peligros, que forma parte del frente marítimo de la ciudad de Santander. Constituye una atalaya de este entorno natural y humano, extensión de su concepto y misión museológica: naturaleza, hombre y tecnología. Atrévete a descubrir las maravillosas colecciones que atesora. Más información en www.museosdecantabria.com.

Gastronomía por deber
El Barrio Pesquero santanderino es uno de los espacios más visitados por la fama de sus restaurantes. Pásate por La Gaviota, donde verás casi volar las bandejas de mejillones. Y prueba en Las Peñucas unas buenas sardinas del Cantábrico o una paella de marisco. Te vas a chupar 
los dedos desde 15,12 euros. (www.lospenucas.com)