La verdadera (y triste) razón del cambio físico de Renée Zellweger

Mucho se habló sobre el cambio físico de la actriz que interpreta a Bridget Jones hace unos años. ¿Abuso de la cirugía estética? Lo cierto es que nada tenía que ver con ello. Y ahora hemos conocido los motivos de su cambio.

La actriz ha revelado a la revista Mirror la verdadera razón de su cambio físico desde que se especulase con que se le había ido la mano en el quirófano hace dos años.

La razón de este cambio reside en la profunda tristeza en la que se sumió cuando se enteró de que uno de sus amigos más íntimos fue diagnosticado de ELA (esclerosis lateral amitrófica).

En las declaraciones, Zellweger insiste en que jamás ha tenido miedo a envejecer y defiende que una mujer es más interesante cuando envejece. "La belleza superficial de la juventud tiene su momento y es comprensible celebrarlo pero es algo fugaz", añade.

Publicidad

Renée Zellweger y Patrick Dempsey en la presentación de 'Bridget Jones Baby'