10 razones para enamorarte de Ballet Fit

Esta deliciosa combinación de danza, yoga y pilates, que ya ha enamorado a celebs como Miranda Kerr o Taylor Swift, puede ser la forma perfecta de conseguir el cuerpo que quieres.

Si te atrae la danza pero te parece demasiado exigente, te encantará Ballet Fit, un sencillo pero súper efectivo programa de ejercicio basado en el ballet que puedes encontrar en gimnasios y centros de yoga o danza. Aquí tienes las razones que a nosotras nos han convencido para practicarlo.

Publicidad

Gloria Morales

Más conocida como @atacadas, la bailarina canaria Gloria Morales es la impulsora de Ballet Fit en España. Tras bailar profesionalmente con el Ballet de Víctor Ullate entre otros y  motivada por el auge del 'barre' al otro lado del océano, Gloria tuvo la inquietud de desarrollar un plan de entrenamiento basado en ejercicios del ballet combinados con elementos del fitness, fusionando así sus dos pasiones. ¿El resultado? Ballet Fit.

Publicidad

Las celebs adoran este método

Ballet Fit triunfa en países como Estados Unidos, Brasil o Argentina. En Estados Unidos, Ballet Beautiful da nombre a la disciplina y es practicado en cientos de gimnasios y salas independientes. Modelos como Miranda Kerr, Douzen Kroes o Lily Aldridge, cantantes como Taylor Swift o actrices como Natalie Portman son algunas de las celebrities adeptas a la disciplina. 

Publicidad

Cuerpo fuerte, elegante y armónico

Ballet Fit mejora la elasticidad y la flexibilidad, favorece el equilibrio y tonifica el cuerpo trabajando la musculatura y esculpiéndolo de una manera elegante y armónica, como el de los bailarines.

Publicidad

Tripa 10

La especial incidencia en el trabajo abdominal de Ballet Fit ayuda a reforzar el core, reajustando el eje de la columna para conseguir una correcta postura corporal, combatiendo en todo momento la rigidez de la musculatura, ya que se trabaja tanto la flexibilidad como el estiramiento muscular.

Publicidad

Para todo el mundo

No hace falta que tengas conocimientos de ballet clásico para practicar Ballet Fit, esta práctica es apta para todas las edades, sexos y condición física. También para embarazada, ya que existen programas específicos de Ballet Fit cuya práctica genera numerosos beneficios en periodos de gestación.

Publicidad

Ideal para runners

Ballet Fit es un entrenamiento muy adecuado adecuado para crossfiteros, triatletas y runners,  ya que permite trabajar la flexibilidad y mejorar el rendimiento muscular. Evitarás lesiones y es perfecto como trabajo de compensación, ya que ayuda a oxigenar la musculatura y a reducir las cargas musculares, mejorar la postura y la flexibilidad.

Publicidad

Como una bailarina

Nos encanta el trabajo de danza que se realiza en las clases, ¡incluso con barra! Las sesiones duran 60 minutos e incluyen 20 min de Ballet Barre (siguiendo los ejercicios de barra tradicionales del ballet), 15 min de Cardio Ballet (un alto entrenamiento de cardio basado en sencillas coreografías que quema calorías y libera toxinas y grasas acumuladas) y 25 min de Floor Ballet (ejercicios inspirados en los estiramientos del ballet, el yoga y/o el pilates). Para finalizar, se realizan ejercicios de flexibilidad y relajación que mejoran las funciones vitales del organismo.

Publicidad

Ejercicio artístico

Practicando Ballet Fit podrás sacar tu lado más artístico, ya que en las sesiones podrás expresarte a través de los movimientos más elegantes del ballet, lo que además se reflejará en tu postura, tu cuerpo y tu actitud. Combinan música pop actual de diferentes intensidades con música clásica de base rítmica en adagio para el bloque de estiramientos y relajación. 

Publicidad

Terminología de ballet

En las clases de Ballet Fit aprenderás a hablar como una auténtica bailarina, ya que se utiliza la terminología típica del ballet en francés. Por ejemplo, en una sesión de BF no se ejecutan sentadillas, sino "pliés", cuya etimología corresponde al movimiento de flexión de la articulación rotuliana, doblando y estirando las piernas. 

Publicidad

10. No tendrás que llevar tutú

La práctica de BF no requiere de ninguna vestimenta técnica específica. No obstante, es recomendable utilizar ropa cómoda ajustada al cuerpo para que el instructor pueda indicar las correcciones posturales precisas. Tampoco es necesario un calzado especial; puede practicarse descalzo, con calcetines de algodón o con zapatillas de ballet de media punta (siempre que sean de tela).

More from Elle: