Marsella: tras los pasos de Montecristo

Playas mediterráneas, monumentos imprescindibles, edificios con el sello Le Corbusieur y una historia de novela: la del Conde de Montecristo. Descubre la ciudad de Marsella, la más antigua de Francia y nombrada Capital Europea de la Cultura para el 2013.

Lo más popular

La ciudad portuaria de Marsella es la segunda urbe más poblada de Francia, después de París. En 2013 se estrena como Capital Europea de la Cultura junto a la ciudad eslovaca de Kosice, para lo cual la ciudad ha preparado sus mejores galas y todo tipo de espectáculos y eventos que harán de ella la ciudad más 'in' del año. Te contamos todo lo que no te puedes perder en esta gran ciudad.

¿Qué ver?

Como gran urbe portuaria que es, en Marsella no puedes dejar de visitar el magnífico Puerto Viejo (Vieux-Port), recientemente remodelado, ya que fue el origen de los primeros asentamientos que dieron lugar a la que posteriormente se convertiría en la ciudad de Marsella. No te pierdas el Ayuntamiento, un bellísimo edificio barroco, ni la travesía del ferry-boat, que recorre el Puerto viejo varias veces al día en un trayecto que dura unos 3 o 4 minutos.

Publicidad

Desde el Puerto Viejo surge la Avenida de la Canebière, una de las más emblemáticas y famosa por haber albergado un reloj que marcaba la hora turca, china, árabe y europea como símbolo de la apertura de la ciudad hacia el mundo. Hoy en día es una concurrida avenida turística y comercial.

El centro de la ciudad antigua recibe el nombre de Le Panier y se sitúa muy cerca del Puerto Viejo. Merece la pena perderse por sus calles en cuesta y sus plazas, como la de Lenche, situada sobre el emplazamiento de la antigua ágora griega. Le Panier es un auténtico mosaico de culturas, un rincón genuinamente mediterráneo y pintoresco que vive volcado al mar.

Lo más popular

Situada sobre una colina se localizada la espectacular basílica de Notre-Dame de la Garde, situada a 162 metros de altura y de estilo neo-bizantino. Es el punto más alto de la ciudad, y puede accederse a pie o en autobús. No puedes perderte sus espectaculares mosaicos con policromía y fondo de oro.

A continuación, puedes dirigirte a uno de los puntos más literarios de la ciudad: el Castillo de If, inmortalizado por Alejandro Dumas en la novela 'El Conde de Montecristo'. Es aquí donde el protagonista de la novela, Edmundo Dantés, es encarcelado a raíz de una traición. El castillo puede visitarse en la actualidad y para acceder es necesario tomar un barco que sale del Puerto Viejo.

Por último, no te vayas de la ciudad sin visitar la espectacular Cité Radieuse ('Ciudad Radiante'), un proyecto del reputado arquitecto Le Corbusier en el que plasmó su idea de ciudad ideal en un edificio de nueve pisos y 337 viviendas.

Gastronomía

La ciudad de Marsella es un auténtico templo gourmet con especialidades propias tan sugerentes como la bullabesa, un guiso de pescado que se sirve con caldo. En su origen se trataba de un plato de pescadores, que lo elaboraban con piezas seleccionadas de la pesca, de tal manera que la bullabesa debe contener al menos cuatro tipos diferentes de pescado.

En cuanto a la repostería, aquí la tradición son las navettes, unos dulces en forma de barquito que se distribuyen de forma tradicional en el Four des Navettes, situado en el 136 de la Rue Saint Victor.

¿Dónde alojarse?

Mama Shelter (Rue de la Loubière 64): Este hotel vanguardista, diseñado por Philippe Starck, ofrece habitaciones de diseño a precios razonables y en pleno centro de la ciudad (habitación doble desde 79 €) www.mamashelter.com

Le Ryad Marsella (): Un auténtico oasis en mitad de la ciudad, a escasos metros del Puerto Viejo. Decorado al estilo marroquí, dispone de salón de té y wifi gratuito. (habitación doble desde 95 €) www.leryad.fr

 

Direcciones útiles:

www.mp2013.fr: Agenda con todos los eventos que se llevarán a cabo durante 2013 con motivo de la capitalidad europea de la cultura.